Etiquetas

, , , ,

Leo en El Mundo que, a partir de hoy 21 de febrero y hasta el 4 de mayo, se puede visitar la restauración de la bóveda encamonada del Casón del Buen Retiro, con los frescos de Lucas Jordán.

El Casón del Buen Retiro era una de las dependencias (salón de baile) del complejo palaciego del Buen Retiro, construido en 1637, para descanso y retiro del rey Felipe IV. En 1971 entró a formar parte del Museo del Prado y albergó la colección de pintura y escultura del siglo XIX. En 1997 comenzó su rehabilitación, que ha durado hasta 2008.

Gran parte del 2003 la pasé trabajando en el Casón, dirigiendo el sistema de auscultación del edificio en el que, al mismo tiempo, se estaba recuperando la pintura de la delicadísima bóveda y modificando la estructura del mismo (dos sótanos nuevos, etc.). Subí unas cuantas veces a la sala donde trabajaban los restauradores y comprobé cómo evolucionaba la restauración con el paso de los meses. Seguir aquel proceso fue interesantísimo, pero no llegué a ver los frescos completamente recuperados (en mi antiguo blog hay alguna foto de la restauración hecha con el móvil). La próxima semana, ya de vuelta en Madrid, iré al Casón a disfrutar de esta gran obra del italiano Luca Giordano.

 

Anuncios